Por qué deberías transferir tu dominio y cómo hacerlo

Supongamos que ya tienes un nombre de dominio estupendo, pero que tu registrador de dominios no te convence tanto. No te preocupes, puedes transferir el dominio a otro registrador. ¿Cómo puedes saber entonces si te interesa hacerlo? A continuación, te explicamos algunas cuestiones que debes tener en cuenta.

Motivos para transferir tu dominio

Cada registrador de dominios es diferente, empezando por las funciones que ofrecen hasta su fiabilidad. Los registradores no solo se limitan a vender nombres. Si tu registrador no es lo que esperabas, la buena noticia es que no te has comprometido con él de por vida. Puedes cambiar de registrador en cualquier momento.

Principales aspectos que debes tener en cuenta al buscar un nuevo registrador

1. Prestaciones
Cada registrador ofrece una serie de funciones y servicios, como protección de la privacidad, alojamiento web y correo electrónico. Si tu registrador actual no te ofrece todas las funciones que quieres, te recomendamos que contrates a otro registrador que ofrezca un paquete de servicios mejor.

Además de comparar las prestaciones, también es importante fijarse en el precio y en cómo se implementan las funciones y los servicios:

  • Precio: ¿las prestaciones que necesitas tienen un coste adicional o están incluidas en el paquete?
  • Facilidad de uso: ¿las prestaciones que necesitas se implementan fácilmente? ¿Tendrás que hacer algo manualmente o el registrador cuenta con herramientas sencillas para facilitarte tareas como la gestión del dominio?
  • Asistencia: ¿podrás recibir asistencia cuando la necesites?
  • Proveedor: ¿quién proporciona las prestaciones que vende el registrador? Algunos ofrecen sus propios servicios de correo electrónico y alojamiento web, pero otros colaboran con proveedores externos.

2. Precio
Fíjate sobre todo en la estructura de precios de tu registrador de dominios, ya que cada uno es distinto. Algunos podrían cobrar tarifas adicionales por servicios que consideres esenciales, y otros pueden facilitar los mismos sin que cuesten más dinero. Algunos pueden ofrecer un precio inferior el primer año, y luego cobrar cuotas de renovación mucho más altas. Si con tu registrador de dominios estás pagando más de lo que te cobraría otro, te recomendamos buscar uno más económico.

No transfieras tu dominio solamente por el precio. Es mucho más recomendable tener un registrador que cumpla tus requisitos que ahorrar un dinero al año en un nombre de dominio. Antes de transferirlo, contempla las ventajas y los inconvenientes de cada registrador.

3. Cambiar la propiedad
Si necesitas cambiar la propiedad de tu dominio (de ti a otra persona o viceversa), tendrás que transferirlo. Por ejemplo, si un empleado registró tu dominio con una cuenta personal, te recomendamos transferirlo a una cuenta de tu negocio. En algunos casos, puedes transferir a la vez el dominio y la propiedad.

4. Transferir dominios de forma segura y sencilla
Con tantos registradores a tu disposición, te resultará muy fácil transferir tu dominio. Aunque cada registrador sigue un proceso distinto, todos comparten alguna prestación útil para asegurar que las transferencias se realizan de forma segura:

  • Bloqueos de transferencia: impiden que el dominio se transfiera sin tu consentimiento.
  • Códigos de autorización: sirven para comprobar que tienes permiso para transferir tu dominio de un registrador a otro. En ocasiones, se denominan códigos EPP o códigos de transferencia.
  • Correos electrónicos de confirmación: con ellos podrás asegurarte de que transfieres tu dominio a la persona adecuada. No podrás llevar a cabo el proceso sin verificar tu identidad.

Aunque los detalles técnicos de las transferencias pueden parecer abrumadores, muchos registradores tienen unos excelentes artículos de ayuda online que pueden orientarte. En Google Domains, te guiaremos por cada paso con instrucciones sencillas, así que te resultará muy fácil.

¿Te estás planteando transferir tu dominio a Google Domains? Visita domains.google hoy mismo para obtener más información y haz clic en Transferir uno de tus dominios para empezar.

Empecemos